Los contactos de dominios son los datos personales que aparecen en el registro de un dominio concreto. Los datos suelen estar formados por: nombre y apellidos, empresa, dirección, ciudad, país, correo electrónico, teléfono, etc.

Dependiendo de la extensión del dominio puede que haya un solo contacto o varios, hasta un total de cuatro. Suelen ser:

Cada contacto puede tener diferentes usos:

  • El contacto titular (o propietario) será siempre el propietario legítimo del dominio, también será la persona responsable del uso del dominio, por lo que debe asumir la responsabilidad de lo que se haga con el dominio.
  • El contacto administrativo suele ser el responsable de la gestión y es imprescindible, por ejemplo, en el momento de transferir el dominio.
  • El contacto técnico es la persona a la que hay que contactar por problemas técnicos. Suele ser el encargado de la gestión de las DNS del dominio.
  • El contacto de pago o facturación se contacta para temas relacionados con el cobro del dominio.

En muchas ocasiones se introducen los mismos datos en varios contactos, pudiendo ser el mismo contacto para todos ellos.